Cine clásico: TERMINATOR II (1991)

Una de las mejores secuelas de la historia del cine de acción/ciencia ficción que marcó un antes y después en los efectos visuales y de producción. Clásico.

Director: James Cameron

Actores: Arnold Schwarzenegger, Linda Hamilton, Edward Furlong, Robert Patrick

Género: Acción/Ciencia Ficción

País: Estados Unidos

Año: 1991

Duración: 137 minutos

Terminator II: El juicio final es la continuación del primer filme rodado siete años antes. En esta ocasión el objetivo del cyborg será acabar con la vida de la hija de Sarah Connor, John. En contraprestación, los humanos enviarán a un terminator (Arnold Schwarzenegger) para proteger al niño de 10 años de edad.

Estamos ante un clásico del cine de acción; el filme más caro de la historia en su día que llegó a costar 100 millones de euros no defraudó incluso llegando a superar a la pelicula de 1984. Los efectos especiales también marcaron un antes y después siendo la primera vez que se utilizaba la edición por ordenador con unos resultados sobresalientes. Y es que los efectos visuales junto con el sonido son grandiosos, si a eso le sumamos una buena interpretación encabezada por el actor del género más importante de todos los tiempos y todo ello dirigido por el director más exitoso de la historia del cine, el resultado es un filme brillante.

Y es que Arnold Schwarzenegger situado en la cima de Hollywood protagonizaba este título siendo posiblemente ésta su última gran película. Cambiando el rol del primer largometraje, en esta ocasión pasó de ser el malvado exterminador a ser un personaje bueno que ayuda a los humanos. Tenemos además los mismos intérpretes de la primera producción además de un joven Edward Furlong que interpreta a John Connor de niño, un actor al que se intuía un gran futuro pero que ha pasado sin pena ni gloria por Hollywood, entre otras cosas por sus constantes problemas con las drogas. Tenemos pues uno de los clásicos del cine de acción, una película atemporal muy adelantada a su tiempo que fue líder del género y que posteriormente influiría a todo lo que vendría después. Excelente.

Nota: 8,5

Share Button

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.