Cine clásico: EL ILUSIONISTA (2006)

Drama ambientado en la Austria de finales del siglo XIX y principios del XX que combina una historia de amor con la magia en la que es una de las mejores películas de Edward Norton.

Director: Neil Burger

Actores: Edward Norton, Jessica Biel, Paul Giamatti, Rufus Sewell, Eddie Marsan

Género: Drama

País: Estados Unidos

Año: 2006

Duración: 110 minutos

El Ilusionista es una película dirigida por Neil Burger que cuenta la historia del mago Eisenheim (Edward Norton) quien es separado de su amor llamada Sophie (Jessica Biel) cuando era un chaval, una vez adulto se vuelve a encontrar con su querida que está comprometida con el príncipe de los Habsgurgo. La tensión entre el mago y el heredero a la corona autro-húngara irá aumentando a medidad que pasa el metraje.

Estamos ante una brillante producción, con una gran imagen y banda sonora que muestra a lo largo del título una historia que combina la magia y el amor. Entretenido filme ambientado en la Austria de finales del XIX y principios del XX que era en la época sede del Imperio dominante en Europa; destacado guión que gira en torno a los trucos de magia que destaca por sus efectos visuales. Quizás tenga algún relleno que pasa algo más lento por la mitad del metraje pero en general tenemos un producto amenao. Por lo que se refiere a la actuación tenemos sin duda a un gran protagonista, el mago Eisenheim que se lleva todos los honores siendo Edward Norton sin duda el intérprete más destacado, del resto del reparto poco que decir: se adaptan bien a la historia haciendola creíble debido a sus rostros desconocidos que dan más credibilidad a esta producción, como curiosidad destacar a Rufus Sewell (quien interpreta al príncipe heredero) quien tiene un parecido casi idéntico con Jude Law haciendo dudar al espectador si realmente es el famoso actor británico.

Con “El Ilusionista” estamos pues ante un título sencillo pero muy bien trabajado que sin duda destaca por su fotografía y banda sonora. Notable película que debería ser tomada como referencia en Hollywood como ejemplo de priorizar el guión por encima de los efectos visuales e imagenes espectaculares.

Nota: 8

Share Button

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.